Torremolinos recupera la magia

Fuente: www.diariosur.es

El Ayuntamiento rescatará el Magic Palace dos años y medio después de que sus promotores abandonaran el único teatro de Europa dedicado al ilusionismo
Estaba llamado a convertirse en uno de los referentes de la oferta cultural y de ocio de Torremolinos, un nuevo atractivo turístico que se sacaron de la chistera unos ilusionistas holandesesque, meses después, vieron cómo su sueño se desvanecía como por arte de magia. El Magic Palace, el único teatro de Europa dedicado en exclusiva a la magia y al ilusionismo, acumula ya dos años y medio con el cerrojo echado y, a tenor del escaso interés de sus propietarios, la cosa va para largo.
Sin embargo, el Ayuntamiento de Torremolinos no está dispuesto a esperar más para concretar el futuro del palacio. El equipo de gobierno que preside Pedro Fernández Montes ha iniciado los trámites para resolver el contrato de concesión de las instalaciones, después de que sus promotores hayan descartado en todo momento su reapertura. Así, se abre una vía para que el municipio pueda rescatar la concesión, fijada para un periodo de 50 años a cambio de un canon anual de 60.100 euros. La intención municipal es recuperar este inmueble, ubicado en una parcela de titularidad pública junto al parque acuático, para que pueda albergar todo tipo de espectáculos. Sin embargo, aún no está claro si será el propio Consistorio el que se encargue de su puesta en marcha o si se optará por volver a sacar a concurso su explotación.
Escasa rentabilidad
El Magic Palace ofreció su primer espectáculo en julio de 2006 de la mano del ilusionista holandés Hans Kazan, junto a sus hijos Oscar y Renzo y su nuera Mara. Sin embargo, apenas ocho meses después (en marzo de 2007) se despedían del público ante la decisión del accionista mayoritario, su compatriota Bram Baker, de no continuar con la actividad en un auditorio cuya construcción y acondicionamiento supuso una inversión de ocho millones de euros. ¿El motivo? La escasa rentabilidad.
Desde entonces, Oscar, Renzo y Mara, que llegaron a la Costa después de colaborar con estrellas internacionales de la magia como David Copperfield o Siegfried & Roy, han continuado representando sus números de ilusionismo en el hotel Torrequebrada de Benalmádena. Ahora se encuentran de gira por Europa, aunque en primavera retomarán su espectáculo en la Sala Fortuna del complejo hotelero. A día de hoy, no tienen nada que ver con la sociedad que impulsó el Magic Palace, denominada Kazan Magic Entertainment.
Mientras, el palacio se ha ido degradando con el paso del tiempo hasta llegar a una situación de completo abandono. Suciedad, pintadas y puertas forzadas es la estampa que presenta un espacio con 400 butacas diseñado al estilo de los escenarios de Las Vegas, con las últimas tecnologías en iluminación y sonido.

Anuncios
Explore posts in the same categories: Noticias

A %d blogueros les gusta esto: