Magia cargada de vitaminas para una buena alimentación

Fuente: www.laopiniondegranada.es

Los niños ingresados en el Materno Infantil aprendieron ayer los beneficios de la fruta de la mano del mago Luigi, que visitó la ciberaula del hospital.

S.G.CARO. Lorena Jiménez, de 13 años, fue maga por un día. Mientras esperaba para ser operada de un quiste en el hospital Virgen de las Nieves, la llegada del mago Luigi cambió ayer el rumbo de la mañana para hacer realidad la fantasía de hacer aparecer cosas en un sólo gesto. Cargado de cestas de fruta, varios pañuelos y una chistera, el ilusionista aterrizó en la ciberaula del centro hospitalario para demostrar los beneficios de la fruta.

Como ella, Rubén, Alejandro y otros niños ingresados en el hospital Materno Infantil Virgen de las Nieves asistieron a un espectáculo de magia cargada de vitaminas, dentro del taller de Alimentación Saludable planteado en las X Jornadas Gastronómicas Hospitalarias que tienen lugar esta semana. A las once y media de la mañana, la curiosidad flotaba sobre la ciberaula del hospital. Decenas de niños de entre 5 y 13 años esperaban en un rincón de la habitación el desembarco del mago.

Un altavoz advirtió a los pacientes más jóvenes de la necesidad de sujetarse al asiento y prepararse para un gran viaje. Desde el fondo del aula, surgió la figura del mago Luigi, Luis Miguel Mesa, y comenzó una sesión de fantasía y milagros momentáneos que sirvió a los más pequeños para conocer las bondades de la fruta.

Carmen, de siete años, repitió la combinación mágica “ja-je-ji-jo-ju” para extraer de un pañuelo rojo una fresa del mismo color, una de sus frutas favoritas. El mago no dudó en comérsela y propagar sus enormes ventajas en la alimentación. A continuación, Luigi hizo posible que uno de los jóvenes alumnos le tomara el relevo y se convirtiera en un verdadero mago.

Durante casi una hora, los menores que se encuentran ingresados en el centro olvidaron las intervenciones y los tratamientos a los que están siendo sometidos, en algunos casos cáncer y enfermedades degenerativas, a la vez que aprendieron lo divertido que puede ser tomar fruta, “al menos cinco veces al día”, según recordó el ilusionista.

Las jornadas, organizadas con la finalidad de recordar el valor de la comida en los centros hospitalarios, incluyen un curso de calidad y seguridad alimentaria de tres días. Además, se hará especial hincapié en la alimentación ecológica, en la que el hospital es pionero en su introducción en las dietas para los pacientes.

Las jornadas han puesto en marcha un concurso gastronómico: ‘Hoy cocinan los Profesionales del hospital Virgen de las Nieves’, acerca de la inclusión de las nuevas tecnologías en restauración colectiva, alimentación saludable o productos ecológicos.

Explore posts in the same categories: Congresos, Noticias

A %d blogueros les gusta esto: