Todo un despropósito de ilusiones

Fuente: www.lne.es

El mago Murphy cautivó a decenas de personas en la primera jornada de la Semana de la magia de Gijón
Magia, misterio y mucha diversión. Esos fueron los principales ingredientes que esgrimió ayer el mago Murphy con su programa «Ilusionarte», en la apertura de la Semana de la magia del programa «A ver la ballena», que abrió el popular mago ovetense, emigrado a Madrid, en los Jardines de la Reina de Gijón.

Murphy lleva 16 años en una profesión que le encanta y que lo hizo famoso a través de la televisión, el teatro y todo tipo de actos culturales organizados en cualquier parte de España. «Para mí lo más importante es la participación del público», señaló minutos antes de comenzar su actuación. Un objetivo que cumplió ampliamente en su cita gijonesa con los más pequeños. Y no tan pequeños…

-¿Ha sido ésta su primera actuación en Gijón?

-Sí. Vengo muy poco a Asturias y cuando me propusieron esto no me lo pensé un segundo. Soy consciente de que nadie es profeta en su tierra, pero el recibimiento fue inmejorable y espero haber dejado un buen sabor de boca.

-¿Cómo define su magia, o mejor, su espectáculo?

-Es una hora en la que el protagonismo es del público. Busco su participación y su implicación. Quiero que la gente esté próxima, que se sienta partícipe y cómplice con todo lo que está sucediendo sobre el escenario. Se podría decir que es una continua mezcla de magia y de humor. La suerte que tuvimos aquí en Gijón fue que hizo un día muy bueno y la gente estuvo muy cerca.

-¿Qué número es el que más lo define como mago?

-El que hago el último. Un espectador sube al escenario y sufre toda una serie de desastres que lo desesperan. Es un misterio que cada vez engancha más y más al público. Pasa el tiempo y el desenlace sigue impactando a la gente porque nadie se espera lo que sucede allí. Es un final con mucha comedia y, de paso, con la resolución del misterio.

-¿Se puede hablar de ese final?

-No, no… Para quien vio el espectáculo no importaría, pero queda abierto el misterio para otras ocasiones. En magia nunca se puede descubrir nada. Es un mundo de ilusión donde todo es posible y adelantar los acontecimientos es traicionar esa ilusión.

La Semana de la magia de «A ver la ballena» continuará, hasta el próximo sábado, llenando de ilusiones la ciudad. Hoy, a las 19.30 horas, los Jardines de la Reina recibirán al mago Selvin con su espectáculo «Muñecos mágicos», una interesante mezcla de magia y ventriloquía. El conejo don Alejo y el libro que narra una divertida versión de «Caperucita Roja» son algunos de los reclamos del número de Selvin.

Explore posts in the same categories: Noticias

A %d blogueros les gusta esto: