Entrevista a Ismael Civiac

Fuente: http://www.nortecastilla.es/20071021/valladolid

«El ilusionista es quien crea un instante de fantasía»

El padre de Ismael Civiac fue el principal culpable de la entrada de este joven en el mundo de la magia. «Mi padre es un veterano mago y al verle me picó el gusanillo», señala Ismael. Ahora, el ilusionista, natural de Pueyo de Santa Cruz (Huesca) y que ha conseguido importantes premios como el primer puesto del XXIII Congreso Mágico nacional celebrado en Almería, lo tiene claro: «la magia lo es todo». Y así lo dejó claro con su participación en Intermagia el pasado mes de septiembre en Valladolid.

-¿Qué es para usted la magia?

-La magia es toda mi vida, pero resumiéndola en un breve instante. Tanto la magia como, en especial Intermagia, son un reto para la inteligencia humana.

-¿Qué diferencias hay entre la magia y el ilusionismo?

-El ilusionista es la persona que crea un instante de fantasía e ilusión. Algo que no es, ha sucedido en un instante. Y la magia, desde el principio de los siglos, tiene un significado más amplio. Pero, con el paso del tiempo, de la palabra mago se pasó a prestidigitador y actualmente todo el mundo conoce a los magos como ilusionistas. Hoy por hoy, ambas palabras se consideran términos iguales.

-¿Cuál fue su primer contacto con la magia?

-Fue en mi casa. Mi padre es un veterano mago y creador de ilusiones y siempre andaba engañándonos y haciendo juegos en la mesa. Poco a poco me picó el gusanillo y con tan sólo nueve años ya debuté en el escenario junto con mi hermano en Jaca.

-¿Qué magos han influido en su evolución?

-La verdad es que todos. El aragonés Rafael Allerve, Juan Tamariz, Juan Mayoral, Jorge Blas La amplitud del mundo de la magia hace que cada uno de estos magos sea maestros en cada una de sus disciplinas.

-¿Cómo selecciona los números de cada uno de sus espectáculos?

-Realmente, esto es lo más difícil. Yo, personalmente, improviso mucho en la calle. Lo que intentamos, principalmente, es hacer un espectáculo familiar, que no sea sólo para niños, o sólo para adultos. Y dentro de este repertorio intentamos que haya humor, ilusión y complicidad con el público, un pilar que condimenta la pócima mágica de esta rutina. Luego también, hay que tener en cuenta que no todas las ciudades, ni todos los públicos, son iguales. Por ello, aunque las técnicas que realizo son las mismas, la presentación de cada truco cambia.

-¿Tiene algún truco estrella?

-Nosotros somos una familia que nos dedicamos al mundo de la magia y tenemos muchas variantes, dentro de las cuales destacan las evasiones o escapes. Además, somos campeones de España de faquir -comer bombillas, cristales, puñales, fuego-.

-En Valladolid, en uno de sus números utilizó fuego y encantó. ¿Es lo que más suele gustar?

-Vayas donde vayas es de lo que más gusta. El fuego tiene ese poder mágico de hipnotizar a la gente y llevarla a otro mundo fantástico. Ver cómo paso el fuego por mis brazos o por mi boca, apagar y encender antorchas Es lo que más sorprende a la gente.

-¿Recuerda alguna anécdota?

-Recuerdo que uno de los camareros del restaurante donde nos alojábamos durante un espectáculo vio el número de faquir. Por la noche, me puso una sopa y le dije que estaba muy caliente. El camarero se echó a reir y me dijo: «¿Apagas las antorchas y te quejas de la sopa?».

-¿Desvelará alguna vez sus secretos a alguien?

-Espero poder transmitir todo mi bagaje mágico cuando sea más mayor para que el que venga detrás no parta de cero.

Anuncios
Explore posts in the same categories: Noticias

A %d blogueros les gusta esto: